Nuestro Ministerio de Música se ha extendido por todo el mundo.

Este sitio Web le provee la melodía y letra para más de 285 Cantos Apostólicos (o Himnos Apostólicos). Contiene música instrumental tranquilizadora tocada por mí. He tocado y grabado esta música como la aprendí como un músico en la iglesia que mi papá, Eutimio Rios, pastoreo en Las Cruces, NM. Puedes escuchar la melodía de estos cantos y bajarlas a tu computadora gratuitamente. Le puedes añadir un enlace hacia este sitio Web al sitio Web de tu iglesia o tu Facebook, si deseas. Yo no necesito la publicidad o compensación, ni tengo el deseo de vender esta música. El Señor me bendijo tremendamente durante mi carrera profesional. Mi misión exclusiva es “A fin de que nunca sean olvidos" - para conservar la melodía de los Cantos Apostólicos viejitos.

El Señor continúa bendiciendo este ministerio tremendamente. Nuestra oración es que seas bendecido al escuchar estos cantos. Por favor ora por este ministerio y díles a otros que simplemente hagan una búsqueda para "cantos apostolicos" en la Internet. Haz clic sobre "comentarios" para leer el efecto que estos cantos están teniendo en muchas personas por todo el mundo. Tú le puedes añadir tu comentario al libro de comentarios a la izquierda, si deseas.  

Larry C. Rios
A fin de que nunca sean olvidados!
El correo electrónico: cantosapostolicos@yahoo.com
Haz clic en "Cantos" para escuchar y cantar, gratuitamente, las hermosas melodías  instrumentales tocadas por Larry C. Rios. Incluidos están 46 de 79 cantos compuestos por el Hno Lorenzo Salazar.
Traducido de inglés a español por www.sayitinspanish.com.
                  Visitas en el 2016
Nuestra audiencia en marzo: 9,433 personas distintas
Visitas en marzo: 120,682
Visitas en el 2015: 1,132,770
Países de las Visitas en 2016: 97
Nuestros dos sitios Web han tenido un total de
5,836,439 visitas.
Hubo 9,433 personas que escucharon algunos de los cantos en este sitio Web en marzo del 2016. Según comentarios recibidos de algunos hermanos, pocas iglesias cantan estos cantos en sus servicios. Nuestra iglesia pierde un legado sin precio, no porque yo los toco, sino por quién los inspiró y los compuso. Los reto a que hagan todo lo que puedan para cambiar ese cuadro. ¡Necesito su ayuda!

Libro de Comentarios